Como quemar grasa - Los jugos y zumos para quemar grasa

Las frutas y verduras recién exprimidas son uno de los alimentos más nutritivos que podés incluir en la dieta. Rápidos de asimilar y absorber, los jugos naturales son una excelente fuente de vitaminas y minerales, en especial de betacarotenos, vitamina C y potasio.

Con la ayuda de las vitaminas - A, E y C- , el cuerpo lucha contra los radicales libres. Y los cítricos, kiwi, frutilla y verduras de hojas verde encabezan las legiones antioxidantes. Para que sean más eficaces, lo mejor es consumirlos recién hechos porque la vitamina C, al ponerse en contacto con el oxígeno pierde algunas de sus propiedades.

Si estás haciendo una dieta hipocalórica - para bajar de peso- es preferible que comas las hortalizas o frutas enteras porque al exprimirlas disminuyen el porcentaje de fibra. En cambio, enteritas aportan las mismas calorías pero conservan intacta la porción fibras. éstas son irremplazables ya que brindan sensación de saciedad y mejoran el funcionamiento intestinal además de ayudar a bajar el colesterol.

Si de beneficios se trata, la lista es larga. Los jugos limpian el cuerpo desde adentro. Contienen sustancias bioactivas que aportan su granito en la prevención de afecciones cardíacas, cerebrales y diferentes tipos de cáncer. Mejoran la vista, el trabajo muscular - incluyendo el corazón, el funcionamiento renal e instestinal y previenen la hipertensión arterial. La piel luce sana, las uñas más fuertes y el pelo más brillante. ¿ te parece poco?

Algunos valores

El durazno, damasco, melón , tomate y zanahoria son los más ricos en betacaroteno.
La frutilla, el kiwi, la naranja, el pomelo y el limón, ananá y tomate en vitaminaC ; y en potasio el damasco, la zanahoria, el durazno, la frutilla y el kiwi.

Los unos... y los otros

Los jugos envasados son una alternativa práctica de la vida moderna. Están en las góndolas de los supermercados listos para ser servidos. Pero por más parecidos, no son iguales a los hechos en casa. Muchos nutrientes quedan en el camino durante el proceso de pasteurización.

Los naturales aportan vitaminas y minerales mientras que los últimos, suman calorías y azucares. Todas las marcas del mercado poseen entre 80 y 90 por ciento de agua y solo un promedio del 10 por ciento de la fruta real. Antes de comprar leé detenidamente las etiquetas para saber si el producto es diet o no.

Te explicamos porqué. En los alimentos Diet, los azucares son reemplazados por edulcorantes naturales o artificiales. La cuestión es que, hecha la ley hecha la trampa. Muchos productos reemplazan la sacarosa (azúcar) por otro tipo de hidrato de carbono simple que, en definitiva, aporta las mismas calorías que el azúcar. Y en muchos casos, se les agrega además, conservantes diet que aportan pocas calorías a la dieta y casi ningún nutriente esencial.

Metodo Natural

Los métodos naturales para bajar de peso son en nuestros días tan populares que podemos encontrar gran número de recetas al respecto. Una de ellas, que se basa en el consumo exclusivo de jugos durante tres días, puede hacer que esos kilitos de más desaparezcan y ayudar a desintoxicarnos un poco.

La grasa que almacena nuestro organismo se deposita en las llamadas células adiposas, que tienen la capacidad de aumentar su tamaño hasta 10 veces, lo que se refleja en la talla corporal. Por ello, adelgazar verdaderamente significa disminuir el volumen de grasa sin perder la masa muscular.

Ahora bien, es importante definir que no siempre que se pierden kilos se adelgaza. Para entenderlo mejor, pensemos que alguien sufre diarrea y su peso se reduce considerablemente en algunos días, lo que no quiere decir que ha dejado de ser obeso.

En que Consiste esta Dieta

La dieta que le presentamos tiene el objetivo de quemar grasa y perder peso al mismo tiempo. Consiste en tomar jugos naturales de frutas como papaya, piña y tamarindo, las cuales tienen las propiedades necesarias para movilizar o quemar la grasa.

La papaya es una planta originaria de América y su jugo contiene papaína, enzima similar a la pepsina que produce el sistema digestivo humano y que se requiere para aprovechar al máximo las proteínas y mejorar el proceso digestivo. También aporta vitaminas A y C, calcio, hierro, magnesio, zinc y carbohidratos, y es fuente de betacarotenos (al igual que otras frutas de pigmentación anaranjada, como la zanahoria), que ayudan a prevenir el daño causado en la piel por los radicales libres, lo cual se manifiesta en forma de arrugas.

A su vez, la piña es rica en minerales y contiene al menos 18 aminoácidos (pilares de la nutrición), más una enzima proteolítica llamada brío melina, que actúa como antiinflamatoria y diurética. El jugo de piña agiliza el proceso digestivo y es excelente remedio para las afecciones de la garganta y difteria, gracias a sus propiedades antibióticas.

El tercer miembro de la dieta es el tamarindo, rico en potasio y en menor medida en sodio, hierro, calcio, magnesio y vitamina C. Algunos de sus ácidos componentes (hidrocítico, succínico y tartárico) bloquean la acción de las células receptoras de grasa.

Dieta sin perder Energias

Pese a que a lo largo de la dieta no se consume ningún otro tipo de alimentos, las frutas nos proporcionarán aporte de vitaminas, fibra, minerales, aminoácidos e hidratos de carbono (que proporcionan la energía que el cuerpo requiere). No obstante, debe quedar claro que por carecer de proteínas puede acarrear algunos problemas, como debilitamiento y alteraciones nerviosas, por lo que se sugiere no prolongarla más allá de tres días. Para no sufrir estragos es importante que a lo largo de este periodo se ingieran suplementos alimenticios ricos en vitaminas B y C, además de beber diariamente dos litros de agua (preferentemente mineral) para evitar la deshidratación de los tejidos, así como realizar ejercicio físico en sesiones ligeras.

También es recomendable que una semana antes del inicio de la dieta beba jugo de cualquiera de las frutas señaladas, o un concentrado de todas ellas, durante la cena. Así, acondicionará al organismo para que no resienta los efectos de este régimen alimenticio.

A partir del primer día se debe tomar un litro 250 mililitros (equivalente a cinco tazas) diarios de jugo de piña, papaya y tamarindo (para éste ultimo se recomienda utilizar un extractor) repartidos en cinco tomas iguales de 250 mililitros: una en el desayuno, otra, diluida en medio litro de agua, para consumir a lo largo de la mañana, una más en la comida y de igual forma en merienda y cena.

Una vez concluida la dieta, es importante reiniciar la alimentación con productos blandos para no forzar el proceso digestivo (verduras y pollo cocidos, cantidad mínima de grasa, carne asada, etcétera). Es igualmente relevante mantener el consumo de los mismos jugos, por un mes, ya que sólo así el organismo recuperará su funcionamiento normal.

Finalmente, para mantener óptimos resultados durante más tiempo debe olvidarse por completo de dulces y harinas refinadas (pan dulce, pastas), así como alcohol y carnes con grasa excesiva, limitar los derivados lácteos (exceptuando queso panela y yogurt) y hacer ejercicio físico. Algo más, es conveniente repetir la dieta tres meses después de haberla concluido, siguiendo nuevamente cada una de las indicaciones

1 comentarios:

ligia dijo...

Y si entre los jugos a la hora de el almuerzo alterno un pollito cosido para no des nivelarme tanto estaria bien....

Publicar un comentario en la entrada

Quemar grasa es un Blog de Crear Pagina Web | | Patrocinado por Frases bonitas | Politicas de Privacidad - Aviso Legal |